Algunas aclaraciones sobre la financiación y conceptualización de la Renta Básica I

Escribo este post a la luz de un seminario sobre Renta Básica que estoy siguiendo actualmente, dirigido por el economista Daniel Raventós.

Renta-Básica-logotxikia

Muchas cosas se han dicho y escrito sobre la propuesta estrella del programa económico de Podemos. Voy a intentar aclarar en este breve artículo muchos de los puntos que generan controversia o que no se han entendido del todo. Antes de nada es importante señalar que en economía siempre hay un grupo social que sale beneficiado y otro que sale perjudicado. No existe dentro de las coordenadas y de los parámetros establecidos por el sistema capitalista la posibilidad de que todo el mundo salga ganando, como si fuéramos un todo orgánico que persigue los mismos intereses. Una política económica siempre perjudica a un grupo social y beneficia a otro. Hace muchos años que las políticas nos perjudican a los trabajadores de rentas medias y bajas, parados y pobres. La Renta Básica se inscribe en la lógica de invertir y transformar esta tendencia y que sean las rentas altas las que se vean perjudicadas y las rentas bajas las que salgan beneficiadas.

La renta básica es una asignación monetaria universal, incondicional. Todo el mundo la recibe pero no todo el mundo gana. Hay que repetir esta idea, todo el mundo percibiría la cantidad monetaria establecida -650 euros al mes- sin discriminación de renta. ¿Esto significa que Amancio Ortega o Iker Casillas las recibirían? SÍ.

Estableciendo la universalidad de la asignación monetaria, eludimos la estigmatización de la pobreza así como al dedo acusador. Si una persona quisiera increparte o insultarte porque vives de la renta básica tú podrías contestarle: “pues sí, al igual que tú”. Al mismo tiempo, el Estado se ahorrará una cantidad ingente de dinero que se pierde en la administración y gestión de los subsidios. Pues, no lo olvidemos, una vez se implemente la renta básica desaparecerán todos los subsidios y ayudas sociales pecuniarias.

“Todo esto es muy bonito, pero, ¿Cómo se va a financiar tal cosa? ¿No es una utopía?” Estas preguntas apuntan al núcleo duro de la propuesta y se repiten mucho en los medios. La respuesta es sencilla, a través de una reforma fiscal profunda. ¿De qué manera o en qué dirección debe ir esa reforma fiscal? Pues acabando con la dualidad existente en el IRPF (renta del capital-renta del trabajo) y establecer un único impuesto con un tipo nominal fijo al 50%, eliminando todos los tramos que actualmente existen así como todas las deducciones. Esto puede sorprender a más de uno. Es contraintuitivo pensar que un tipo fijo pueda llegar a ser progresivo. Pero lo es y mucho, pues tenemos la renta básica. Os voy a dejar un cuadro para que se visualice mejor: (son cuadros a modo de ejemplo):

Base imponible Retención Total limpio
1000 10% 900
100000 45% 55000
 Base imponible Retención Renta Básica Total limpio
1000 50% 650 1150
100000 50% 650 50650

Cómo se puede observar a través de este cuadro, siendo la renta básica una asignación universal y exenta de impuestos, ésta siempre se suma a lo que se ha retenido de la base imponible. Así, por ejemplo, si actualmente en bruto estás cobrando 2000 euros al mes pues se te retendrían 1000 euros (50%, tipo fijo) pero se te sumarían los 650 euros de la renta básica, por lo que en limpio te quedarían 1650 euros.

La medida está calculada para que beneficia a todos los trabajadores pobres así como personas que realizan tareas y trabajos no remunerados. Es una redistribución de rentas, de las más altas hacia las más bajas (lo contrario de lo que ocurre actualmente). Y es completamente asumible por un Estado como el Estado español, si hubiera la voluntad para ello. Además de esta reforma fiscal profunda hay que luchar eficazmente contra el fraude fiscal. Pensemos que con el aumento de consumo de las clases populares aumentará la recaudación del Estado vía impuestos indirectos. Aunque ésta no es la cuestión a tratar en este breve artículo. Tan sólo hay que visualizar que todo esto es técnicamente posible, que no sería un despilfarro de dinero público como nos lo quieren pintar desde los mass media. Y, todavía más importante, se suprimen muchos gastos inútiles de la administración (en control de las personas que reciben subsidios etcétera). Además de ello, no podemos sino contraargumentar la falacia de los incentivos perversos. Actualmente, con ayudas condicionadas, hay una trampa de la pobreza ya que muchos subsidios están condicionados a tu condición de pobre. Si aceptas un trabajo de mierda pierdes el subsidio, los incentivos para seguir cobrando el subsidio en vez de aceptar el trabajo son muy elevados.

Algunos preguntarán, llegados a este punto, “Pero, aunque todo esto está muy bien, ¿No caeremos en una tendencia inflacionista imparable? La respuesta es no. No tan catastrófica como nos lo quieren hacer creer. No se está generando nueva masa monetaria, sino que se está redistribuyendo una riqueza que ya existe. En todo caso, aumentarán los precios de los productos/bienes de primera necesidad, que son los que mayormente consumimos las clases populares, lo que puede provocar, en esos mercados, leves tendencias inflacionistas. Pero muy lejos de cualquier tipo de hiperinflación apocalíptica.

Por último, la renta básica es esencial en una sociedad postindustrial en la cual los sindicatos de clase han perdido mucha fuerza. La renta básica es entonces nuestra mejor arma para poder negociar salarios dignos frente al empresario, que siempre busca pagarte lo menos posible. En el mismo orden de ideas, una existencia material garantizada y mínimamente digna es imprescindible para poder tener un mínimo de libertad política, además de que por nuestra condición de animales humanos debemos tener la posibilidad de vivir nuestra vida sin imposiciones estructurales que, además, están para el provecho y para el mantenimiento del privilegio de unos pocos.

¡RENTA BÁSICA YA!

Anuncios

Un pensamiento en “Algunas aclaraciones sobre la financiación y conceptualización de la Renta Básica I

  1. Estafas y más estafas que en el papel quedan muy bien, muy progres como el propio Pokemon, pero solo persiguen destruir más al pueblo poniéndole la zanahoria delante, sabedores de que la mayoría la seguirá encantado.
    Ninguna de estas mamarrachadas conseguirá detener al pueblo, nos toman por gilipollas y la mayoría realmente actuará como tal, pero cuando llegue el momento, que llegará, reaccionarán, no perdáis la fe en el pueblo, que la tele no ha podido destruirlo del todo.
    El capitalismo no se maquilla ni se reforma, se ataca y se destruye y el sistema de estómagos agradecidos se persigue y se anula. Las limosnas que se las den a aquellos tan necios y tan viles como para aceptarlas o creer que son gratis, no les va a salir tan bien la jugada y lo saben… ya creo que lo saben.

    http://www.publico.es/politica/554305/el-ejercito-se-prepara-para-actuar-en-revueltas-ciudadanas

    http://www.elconfidencialdigital.com/vivir/ordenar-internamiento-personas-sospechosas-ingreso_0_2360163994.html

    Salud!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s